La noche mágica, en vídeo


Por fin, ha llegado el vídeo de la noche mágica. Lo ha realizado mi gran amigo Andoni Gaztelua, con la ayuda de su hermano Jabi Gaztelua. ¡Muchas gracias a los dos! El vídeo dura 8 minutos y 40 segundos, y tiene como fondo la música de Jean Sibelius, Finlandia concretamente. ¡Disfrutadlo!

Anuncios

¡Muchas gracias a todos!

Se acabó. Es hora de agradecer el apoyo recibido. Noches mágicas en la plaza Munibe ha sido una experiencia precionsa, pero quiero recordar que ésta ha sido una obra coral, en la que ha intervenido mucha gente: Rosa Narbaiza con el guión, Musiraka con una coreografía especial, Andoni Etxebarria con su actuación, los patrocinadores, Lierni y Usue por aguantarme, mi familia y amigos, Josetxo Aranzabal con sus fotografías… y todos aquellos que el 25 de junio acudisteis a la plaza Munibe. ¡Muchas gracias a todos! (Fotografía: Josetxo Aranzabal)

Una noche mágica


No sé por dónde empezar para expresar lo ocurrido la noche de ayer. Ya sé que la plaza Munibe es preciosa —por éso mismo la elegí para este evento—, pero lo cierto es que nunca la he visto tan hermosa como anoche, porque en ella se combinaron lo atractivo del lugar, la fuerza de la música, la belleza de la pintura, la armonía de la danza y el calor del público.

Poco antes de comenzar, yo estaba tranquilo, porque había comprobado que el ensayo previo de las 19:00 había transcurrido perfectamente. Una vez de empezar, todo sucedió de modo muy rápido. Tuvimos algún problema con el sonido, pero el equipo técnico lo solventó con eficacia. Por lo demás, el evento fue muy bien.

Todo lo demás ocurrió muy deprisa, y yo en una nube, sin poder asimilar todo lo que estaba aconteciendo a mi alrededor. Escuché todo tipo de opiniones: a la mayoría les encantó el evento, hubo quien pensó que duraría más, y hubo muchos que no pudieron ver lo ocurrido, aunque sí escucharlo, porque se encontraban fuera del recinto de Munibe.

Esta mañana nos hemos levantado muy temprano, y hemos retirado los lienzos de la plaza. Lo hemos hecho por dos razones: porque el Ayuntamiento de Bergara ha decidido instalar el fin de semana en la plaza Munibe castillos hinchables para los niños, trastocando nuestro plan inicial de conservar los lienzos in situ durante el fin de semana, de modo que los bergareses pudieran verlos tranquilamente en el marco de la plaza; y también porque para hoy a la tarde está anunciado mal tiempo.

Como colofón, estoy muy satisfecho con el resultado, y ni que decir tiene, con el trabajo de todos los que me han ayudado en el intento. ¡Muchas gracias a todos!

Quien quiera ver las fotos del evento, las tiene en Flickr.

En Euskadi Irratia

Esta tarde, a sólo cinco horas del evento, la periodista Nekane Peñagarikano me ha entrevistado en euskera en Euskadi Irratia, dentro del programa “Arratsaldekoa”. Aquí está la grabación de la entrevista.

Ven y disfruta

Todo está preparado. Ayer por la mañana, con la inestimable ayuda de los operarios del Ayuntamiento de Bergara, colgamos todos los lienzos en los edificios colindantes a la plaza Munibe, y los tapamos. Volví a casa hecho polvo, pero contento, porque veo que, poco a poco, el puzzle va completándose.

Todo está bajo control… excepto el tiempo. De todas formas, aunque llueva, he tomado la decisión de ir adelante con el evento. No quisiera perderme ese toque especial del solsticio de verano.

Nosotros ya hemos realizado nuestro trabajo. Ahora, querido lector, es tu turno. Si te apetece, nos veremos en la plaza Munibe, aquí en Bergara, pues a las 22:30 llegará un cisne de Finlandia que, salvo imprevistos, nos traerá la aurora boreal. No te lo pierdas.

Una plaza preciosa

La plaza Munibe es relativamente nueva, ya que fue creada en 2001, muy cerca del ayuntamiento, aprovechando un terreno de 947 metros cuadrados. Está rodeada por tres edificios singulares:

Casa Ondartza

Data de la primera mitad del siglo XVI, cuando fue construida por Andrés Martínez de Ondartza, cortesano bergarés de gran influencia en Madrid, al que el emperador Carlos V dio permiso para crear un mayorazgo, cuyo símbolo fue, precisamente, este solar. Fue ampliada probablemente hasta duplicar su volumen hacia la parte trasera. Las tres primeras plantas de la fachada principal son de sillería y la última de mampostería.

Real Seminario de Bergara

Fundado en el siglo XVIII por la Real Sociedad Bascongada de los Amigos del País, ocupando el edificio que fuera desde el siglo XVI colegio de los Jesuitas. La fachada principal es del siglo XIX, y da a la plaza del ayuntamiento. Sin embargo, desde la plaza Munibe pueden verse parte de los edificios ocupados en la actualidad por la UNED, la Universidad a Distancia, y por la Ikastola Aranzadi.

Casa Moiua

Construida a mediados del siglo XVI, fue propiedad del Marqués de Rocaverde y quemada en la revuelta de 1718, quedando únicamente las paredes exteriores, en base a las que fue reconstruida. Está rodeada, en gran parte, por galerías (foto de abajo), destacando el escudo esquinado, posiblemente colocado en el siglo XVIII.

Ensayo


Una vez que las lluvias han tomado otra dirección, el 20 de junio, domingo, hemos aprovechado para realizar un ensayo general en la misma plaza Munibe, en Bergara. Allí han estado el grupo de danzas Musiraka de Osintxu, Andoni Etxebarria (el hombre de la plaza Munibe) y varios amigos que colaborarán en la gestión de la performance.

Al fondo de la plaza estaba estacionado un remolque haciendo las veces de kiosko, pero no ha sido obstáculo para nuestro ensayo. En realidad, han sido tres ensayos, sobre todo para coordinar los movimientos del grupo Musiraka con los de Andoni Etxebarria. El resultado me ha satisfecho completamente.

Asimismo, hemos aprovechado para concretar varios trabajos a realizar el 25 de junio, para los que tengo la fortuna de contar con la colaboración desinteresada de varios amigos de la cuadrilla. Hemos decidido que el último ensayo será el mismo 25 de junio, a las 19:00 de la tarde. Si quereis ver las fotos del ensayo, las teneis en Flickr.

Cada vez veo más claro que, si el tiempo no lo impide, el espectáculo va a resultar muy bien, y que la gente lo recordará con agrado.

Los patrocinadores

Únicamente faltan ocho días para el 25 de junio. Llegados aquí, quiero rendir tributo a mis patrocinadores, esas empresas y organizaciones que desde el principio me han aportado ayuda económica y recursos:

Mi más sincero agradecimiento a estos mecenas, por la confianza que me han demostrado, sobre todo en estos tiempos de crísis económica. También yo he querido reconocer su labor, vinculando este blog con los sitios web de sus empresas. ¡Muchísimas gracias!

Mi cuaderno


La preparación de un proyecto como éste va más alla de la acción de pintar: hay que analizar las características de la plaza Munibe, calcular en consonancia el tamaño de los lienzos, evaluar cómo colgarlos teniendo en cuenta su tamaño, elegir el tipo de iluminación más adecuada, planificar la consecución de las ayudas económicas, entrevistarse con los responsables del ayuntamiento y con los vecinos que habitan las casas circundantes a la plaza Munibe, conseguir los permisos, etc., etc.

Para ello, tengo un cuaderno, en el que voy apuntando todos los detalles, ideas y pormenores que rodean al plan. Cada vez que me asalta alguna duda, acudo al mismo, porque en él se encuentra toda la información que he ido elaborando en torno al evento. La foto superior está tomada el 1 de noviembre de 2009, y en ella se muestran las preocupaciones que en aquel entonces rondaban mi cabeza.

Jean Sibelius


Llegados a este punto, seguramente ya sabrás, querido lector, que el 25 de junio, a las 22:30, cuando de comienzo nuestra performance, Noches mágicas en la plaza Munibe, sonará la música del compositor finlandés Jean Sibelius. ¿Pero quién ere Jean Sibelius?

Johan Julius Christian Sibelius fue un compositor finlandés de música sinfónica del siglo XX. Nació en 1865 en Hämeenlinna (Gran Ducado de Finlandia) y falleció en 1957 en Järvenpää (Finlandia), con 91 años.

Vida

Sibelius nació en Hämeenlinna, perteneciente entonces al Gran Ducado de Finlandia de Rusia. Si bien su familia lo llamaba “Janne”, durante sus años estudiantiles comenzó a usar “Jean”, una forma francesa de su nombre original, basándose en la tarjeta de visita de un tío suyo. En la actualidad, es conocido en todo el mundo con el nombre de Jean Sibelius.

Pese a que su familia hablaba sueco, decidió enviarlo a una escuela de habla finlandesa, por lo que Sibelius asiste al Liceo Normal de Hämmelinna entre 1876 y 1885. El nacionalismo romántico sería un elemento crucial en la producción artística de Sibelius, así como en sus intereses políticos.

Obra

El núcleo de su música es la colección de siete sinfonías. Igual que Beethoven, usó cada una de ellas para desarrollar una idea musical y para avanzar en su estilo personal.

Hasta cerca de 1926, mostró una prolífica producción, incluyendo otras piezas inspiradas en la epopeya nacional finlandesa Kalevala, cien canciones con acompañamiento de piano, música incidental para 13 partes separadas, la ópera Jungfrun i tornet, música de cámara, música para piano, 21 publicaciones de música coral, y música ritual para la francmasonería.

Después de su Séptima sinfonía y del poema musical Tapiola, Sibelius no completó la composición de ninguna otra obra importante en los últimos treinta años de su vida.